Consejos básicos para preparar tu oficina en casa

Tras la pandemia, cada vez son más las empresas y trabajadores los que han optado por destinar un espacio de su hogar para teletrabajar de manera más cercana con la familia y sin la necesidad de acudir a otro lugar cada día.

Para muchas empresas, es la primera vez que los trabajadores tienen que trabajar, colaborar y comunicarse remotamente usando la tecnología, nuestro bolígrafo y un lugar acorde para desarrollar nuestras funciones. Es por ello, que esto implica crear un espacio con algunos elementos básicos, como el ordenador, silla cómoda, plumas estilográficas y diferentes elementos para trabajar de mejor forma desde casa.

En este post te explicamos cómo montar tu oficina en casa en unos sencillos pasos.

Guía para montar una oficina en casa desde cero

La productividad es esencial a la hora de trabajar desde casa, y este debe ser el pilar a tener en cuenta cuando comencemos a construir nuestro espacio, deberemos buscar un espacio donde se minimizan las distracciones y las atmósferas saludables nos vigorizan.

Muchos lugares de trabajo modernos están inteligentemente diseñados para la productividad de los empleados, pero nuestras oficinas en casa carecen de estas innovaciones, por lo que tendremos que ir adaptándolo a nuestras posibilidades.

Estés comenzando tu propio negocio, trabajes desde casa a tiempo completo u ocasionalmente realices negocios desde tu oficina en casa, estos consejos que te traemos en este artículo te ayudarán a construir tu espacio perfecto.

Iluminación

La iluminación es un aspecto importante, por tanto, deberemos establecer nuestro espacio de trabajo en casa en un lugar que se encuentre bastante iluminado y a ser posible, con bastante luz natural.

Si contamos con una buena iluminación durante prácticamente casi todo el día, fomentaremos nuestra productividad natural.

Acorde a tus necesidades

Deberemos construir nuestro espacio de trabajo en base a unas necesidades especificas que se asemejen a nuestras tareas. Por ejemplo, si trabajamos todo el día delante del ordenador sentados, quizás una buena opción sea optar por un tipo de escritorio que pueda elevarse para que podamos turnar nuestro trabajo también de pie.

Adiós al desorden

Siempre el espacio de trabajo ordenado, una vez termine la jornada es importante recoger todo para que al día siguiente tengamos todo listo para volver a comenzar de forma más rápida y motivadora.

El primer paso para despejar el desorden de tu oficina es simplemente deshacerse de los elementos que no necesitas. Por otro lado, es importante ir almacenando otro tipo de documentos en archivadores o carpetas para que siempre sea posible localizarlos fácilmente en caso de ser necesario.

Internet de alta velocidad

Al trabajar en casa suelen incrementarte el número de reuniones o conversaciones online, es por esto la necesidad de contar con una buena conexión a internet. Al optar por una conexión rápida ahorraremos tiempo al revisar las diferentes páginas web que necesitemos o responderemos emails de manera más eficiente.

Silla y mobiliario cómodo

Al montar tu oficina en casa, es esencial contar con una silla de oficina ergonómica y un mobiliario que nos resulte cómodo de utilizar en el día a día.

Estar sentado origina estrés a las estructuras de la columna vertebral, por lo que, para evitar desarrollar problemas de espalda, es fundamental tener una silla que apoye la forma del cuerpo y evoque una postura adecuada.